pequeña historia de amor

Hay muchas historias de amor, yo misma tengo una que ya dura trece años y otra que dura casi seis  (cuatro de espera y dos con nosotros, mi querida Marieta). Hoy os quiero contar otra pequeña historia de amor, tan pequeña tan pequeña que duró una semana y que dejará su rastro siempre.

Hace unos días una amiga que había estado un tiempo en un país de África me llamó y nos dijo que había recibido una llamada desde allí, la médico de la aldea le había dicho que necesitaban a una familia para una bebé que acababa de nacer y su mamá había fallecido en el parto. Querían que viviera, era una bebe prematura, de muy pocos días, estaba en la incubadora y luchaba por la vida. Yo a pesar de que mi razón y experiencia en la adopción me decían que eso era prácticamente imposible porque la adopción en ese país africano no está abierta, en mi corazón y en el de mi familia empezó a crecer un nuevo y fuerte deseo: una nueva hija. Y dijimos que sí de inmediato, sin miedo.

Esa noche nos acostamos con otra hija en el pensamiento, qué intensa mi vida, qué intenso todo, en la cama me preguntaba ¿pero la vida de la gente es así o soy yo que voy atrayendo historias que rozan la ficción?

Vi su foto, en otro momento hubiera dicho que no pero ya no soy temerosa, ya no me da miedo, todo lo contrario si puedo absorber la vida lo voy a hacer. Yo tengo fe y sé que nada hay imposible para Dios así que hemos tenido mucha paz estos días guardando este secreto y a esta pequeña en nuestro pensamiento y corazón. Cada minuto he pensado en ella, sin angustia ni temor, con paz y con esperanza sabiendo que si era para nosotros se abriría el camino. En la foto veía los ojos de MarÍa, ojos grandes e hinchados luchando por vivir.

Pero la vida es un misterio y un milagro, el jueves pasado nos avisaron que la pequeña se ha ido al cielo con su mamá. Cuando recibí esta llamada me emocioné, lloré pero no renegué. De mi hoy sale el agradecimiento ha sido una caricia del cielo, esta última semana he sido de nuevo madre, he tenido una nueva cara un nuevo cuerpo que proteger y acariciar, esta pequeña guerrera ha llenado mi corazón de más amor, ese amor del que os hablaba hace unos días en Instagram y que no podía decir más. Ahora sí, venia de allí, de nuevo África, de su vida que fue una suave caricia. No iba a ser su mamá pero su vida tenía que llegar a la mía por medio de esta llamada para cumplir una misión en mí: remover lo más profundo de mi vida, la certeza que la vida es un milagro y que el amor no tiene límites ni imposibles y que lo mueve todo todo y todo.

Angelito deseo que estés con tu mamá. Gracias por esta pequeña historia de amor.

IMG_1417

Anuncios

Tengo un down extraordinario

Hacia tiempo que seguía a Susana en Instagram, su lucha y su esfuerzo por normalizar aspectos importantes de su vida en la sociedad me llamaron la atención. Su bonita y numerosa familia, su hijo pequeño y su estilo impecable a pesar del cansancio de ir en contra corriente muchas veces del resto del mundo situó mis ojos en ella y posteriormente mi cámara. Su vida me llamó la atención y me hizo parar.

Hace unas semanas nos escribió un correo pidiéndonos ayuda para difundir el día 21 de Marzo, el día mundial del Síndrome de Down. Su hijo pequeño al que con amor le llama Bizcochete tiene un  Down Extraordinario y estaba dispuesta a movilizar cielo y tierra para poner voz a esta realidad y creando #tengoundownextraordinario. Después de pasar con ellos una mañana entre juegos carreras risas y a pesar del frió que hacía esa mañana volvimos a casa con muchísima paz y con bastantes preguntas a las que dar respuesta ¿Qué sabemos del síndrome de down? ¿Por qué es una realidad que nos conmueve pero está tan lejos de mi? ¿Qué es lo que yo puedo aportar? ¿Qué pensamientos debo de cambiar y cuales debo gritar? Si existe un día Mundial para el Síndrome de Down es por que todavía hay mucho que hacer ¿Estoy dispuesta a ponerme en camino? Ojala después de leer esta entrevista te hayas planteado alguna de las preguntas que yo me hice ese día. Susana es una madre valiente, sus ojeras maquilladas con exquisitez, sus pliegues en los ojos y su pelo cuidado y brillante me paró en seco, necesité fotografiar cada detalle, ojala pueda parecerme a ella luchadora con solo un arma, su propia vida.

IMG_7922

¿Cómo es tu vida Susana?Nuestra vida es intensa pero feliz. Somos una familia con cuatro niños todavía muy dependientes debido a sus edades que necesitan de nuestro apoyo y dedicación. Además del colegio, Bizcochete tiene clases diarias de estimulación tanto a nivel cognitivo como físico y sus hermanos tienen actividades extraescolares por lo que ¡no paramos!

 Me gustaría ir al comienzo de esta historia ¿Cómo es el momento en el que te dicen que tu hijo tiene síndrome de down? Nadie desea que su hijo tenga alguna alteración del tipo que sea que produzca una discapacidad a su hijo, porque como padres siempre deseamos todo lo mejor para ellos. La prueba del triple screening dió como resultado una probabilidad de 1/3 de que el niño tendría síndrome de Down. En ese momento supimos que debíamos empezar a luchar por él. Creo que fue mas difícil contárselo a nuestros padres y hermanos que asumirlo nosotros. Lo recuerdo como una ducha de agua caliente (¿es raro verdad?) lo recuerdo como un momento de calma, de silencio, de reflexión, de paz, de fuerza.
Susana, en casa tienes un Down extraordinario. Estar con él unas horas nos llenó a todas de paz y cariño, esto es una realidad, pero al margen de esta parte amorosa que brilla por si sola ¿Que dirías tú de tu hijo pequeño? Diría que es un niño travieso, movido, alegre, bailón, pillín, amoroso, con ganas de aprender. Un niño que nos hace sonreír con solo pensar en él. Es mi cuarto hijo y por lo tanto está obligado a compartir con sus hermanos el tiempo, los juegos, los libros. Tiene que aprender a ceder y a pedir. Pienso que tienen todos mucha suerte de tenerse.
IMG_7942
Mamá de cuatro, estudiante, bloguera y constante luchadora. Tus ojeras disimuladas con un perfecto maquillaje, tu estilo impecable me llamó la atención ¿Cómo te las arreglas? Hay personas que con un 1% de lo que tu haces nos ahogamos en un vaso de agua  ¿Cuál es tu vitamina? Mi vitamina son ellos. Uno a uno han ido ampliando la capacidad de amar que se nos da originariamente. Gracias a ellos vivo en un estado de enamoramiento continuo. Son mi motor, mi gasolina, sus risas, sus ocurrencias llenan mi vida. Consiguen borrar las nubes negras que el trabajo, las economías, pueden nublar mis días.
Ir en contra corriente a veces muy costoso. Algunas veces he escuchado palabras preciosas sobre los niños o adultos con Síndrome Down pero a la hora de la verdad ¿están dentro de nuestro día a día las personas con S,D? ¿Los coles están preparados para ellos, el profesorado es inclusivo, las familias están abiertas, los medios de comunicación les dan voz, los trabajos cuentan con ellos, nuestra sociedad es inclusiva? es una pregunta muy larga que se concreta en una ¿Cómo es tu lucha? Mi lucha es una lucha humilde, desde el granito de arena que soy en este gran desierto de los medios, intento alzar la voz por estos niños que serán adultos. Quiero que no se les señale con el dedo. Quiero que pasen desapercibidos por la normalidad que tengan. No quiero que contemos cromosomas. Creo que uno a uno somos inclusivos, pero en sociedad somos egoístas Pienso tristemente que esta sociedad está perdiendo los valores que realmente importan. Nos miramos demasiado el ombligo sin darnos cuenta del que tenemos al lado.
¿Que pedimos el día 21 de marzo? Yo desearía que no hiciera falta que se celebrara. Para este día 21 del 2016 deseo que llegue a muchas familias la idea de normalidad.
¿Qué podemos hacer nosotros? Lo que habéis hecho estos días, disfrutar con ellos como lo que son, niños, adolescentes, adultos.
 IMG_7733
¿Si a la vida Susana? Siempre SI a la VIDA, lo contrario para mi no tiene sentido
Ojalá este día deje de existir, ojalá no necesitemos tener que reivindicar derechos, ojalá Bizcochete mueva corazones, yo estoy segura de que sí, el mio ya está dando tumbos ¿Y el tuyo? Gracias susana por ser un ejemplo para mí y compartir tu DownExtraordinario
IMG_8142

de doce meses

Un año creciendo en mi corazón. Esta vez fue Jesús a la consellería, a pesar de ser “solo” la entrega de un papel en registro de entrada pues para nosotros es el comienzo visible de un nuevo deseo: nuestr@ segund@ hij@ y fue un día especial. Ha sido un año sencillo, a pesar de quererlo y desearlo desde el primer segundo, incluso antes, los seis primeros meses fueron papeles, entrevistas y reuniones en consellería y en la ECAI y se pasó relativamente rápido. En el resto de meses solo he tenido una curva difícil en mi montaña rusa particular y con el apoyo que recibo donde estáis incluidos todos los que leéis ha sido fácilmente superable. Hace un par de semanas decidí calmarme os lo contaba en mi anterior post y dejar de contar los días convencida de que todavía pueden quedar años. Los tiempos se alargan y los plazos que nos dijeron al principio tal y como iba el número de asignaciones no tenían pinta de cumplirse.

La realidad es que ayer entré a ver los listados que nuestra Consellería cuelga en su Web mensualmente y ¡Sorpresa! menudo acelerón hemos dado, han debido de haber cinco o seis asignaciones este mes y eso nos ha situado mucho más cerca de la asignación. Llevábamos muchos meses sin apenas nada (todo esto haciendo de Sherlock Holmes porque la ecai no está dispuesta a darnos esta información) de ahí supongo que mi interés por calmarme y dejar que las cosas vayan sucediendo, hasta que ayer entré y vi el listado ¡Guau! Qué alegría me llevé, es inevitable ilusionarme de nuevo aunque yo que ya tengo algo de experiencia en esto sé que no quiere decir que todos los meses sean así ni mucho menos (ojala sí) pero al menos es un síntoma de que hay movimiento, una especie de ecografía de los 12 meses  que en días como hoy me ha venido de perlas.

Gracias por acompañarme aquí, por leerme y estirar con nosotros de este hilo que nos llevará a buscar a otro trocito de nuestra bonita familia. Muchas veces pienso y repito ¿Cuánta probabilidad tengo yo de cruzarme con mis hijos? Ninguna! Prácticamente inexistente, que las vidas de ellos y la de mi marido y mía se unan, se crucen es un milagro, hay cero posibilidades y contra todo razonamiento aquí estamos, los tres esperando a nuestra cuarta parte y lo que te rondaré morena jeje…

Pequeñin@ te deseamos, te queremos, te esperamos, te buscamos y te rezamos cada noche. Cuando quieras nacer aquí estaremos para ir volando a buscarte, a pesar de mi terror a los aviones a pesar de que soy patética nadando, iremos dónde haga falta. Solo pensarlo…se me inundan los ojos de felicidad. 

IMG_4087

Feliz fin de semana

ahora cálmate

Cuando me decidí a crear un Blog sobre el camino hacia mi segund@ hijo supe desde el principio que podía pasar esto que está pasando: 24 días sin escribir. No puedo decir que no he tenido ni un momento para sentarme para un nuevo post, es verdad que estoy más liada de normal y en muchos sitios a la vez, pero la realidad es que esto es solo una excusa que ni yo misma soy capaz de creer.

A diferencia de un embarazo biológico en el que patadas y ecografías (en el mejor de los casos) no te permiten desconectar, mi embarazo sí me permite decir: voy a calmarme. Alguna vez os he hablado del cuento de “Esperando a Timoun” es un cuento que me ayuda y me relaja y que relata la espera de mamá cocodrilo hasta que llega su pequeño Timoun. Lo tengo en mi mesilla de noche porque cuando me lo compré pensé en mí pero a mi hija le encanta que se lo cuente, tiene dibujos sencillísimos y una frase por hoja. Me ha sorprendido mucho ver cómo  lo entiende y  se ha aprendido varias frases, el otro día me dijo una que me hizo pensar. Estaba hablando por teléfono con una amiga del momento en el que me encuentro, supongo que estaría hablando más fuerte de lo normal, con más efusividad y de repente me estira del pantalón y me dice:  “ahora ¡cálmate!”  Claro, tiene dos años, me quedé alucinada, luego por la noche cuando de nuevo quiso que se lo contará entendí perfectamente de donde venía esa frase, hay un momento en que Mamá cocodrilo está enfadada, está muy enfadada, esperando y viendo venir y pasar las estaciones y los días, y después de pegar un grito, respira hondo y dice la frase “AHORA, CÁLMATE, DEJA DE CONTAR LOS DÍAS! Cuando se lo cuento le suelo exagerar las expresiones y a ella eso le divierte, había entendido perfectamente que mamá estaba enfadada y me contestó con esa cara de pilla que tienen como la mamá cocodrilo: CÁLMATE

Pues así estoy, calmada que no resignada. En este momento siento paz y tranquilidad a pesar de no tener a penas información y de ver cómo van pasando los meses y esto se está alargando más de lo que creía y de ver cómo nos van surgiendo verdaderas dificultades. la semana pasada nos enteramos por algunas familias que han habido cuatro ofrecimientos en nuestra comunidad, eso es bueno aunque todavía tengo a muchas familias por delante y luego pasan meses y meses hasta que se ve un movimiento como el de este mes. A pesar de esto HOY estoy tranquila, sé que nuestr@ segund@ hij@ llegará cuando tenga que llegar, y que cuando me llamen todo encajará ¿Sabéis esta sensación tan bonita de que todo va a salir bien a pesar de tener más en contra que de cara?  hoy he decidido que valía la pena parar y escribir así cuando venga de nuevo curva me dirigiré a este post: coge aire y AHORA CALMATE.

Gracias por vuestros correos, vuestros mensajes de cariño y ánimos. Por cierto, en unos días, estaré de un año, yo diría que lo llevo bien no?

GRACIAS POR TODO.